Sábado 03/12/2016. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

El Confidencial Autonómico

El Ayuntamiento de Yebra convoca al alcalde de un municipio belga ligado al sector nuclear para que explique las ‘bondades’ que el ATC supone para el empleo y la economía

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Las autoridades municipales de Yebra (Guadalajara), localidad candidata a albergar el Almacén Temporal Centralizado de residuos nucleares, quieren contrarrestar el impacto que están generando en la opinión pública las manifestaciones contrarias a la instalación del cementerio en la zona. Para 'ganar' adeptos, han traído al municipio al alcalde de una ciudad belga 'revolucionada' económicamente gracias al sector nuclear. Kris Van Dijck es alcalde de la ciudad belga de Dessel. El pasado 13 de abril, Van Dijck participó en un coloquio sobre el Almacén Temporal Centralizado celebrado en Yebra y organizado por una asociación local de empresarios, en colaboración con el Ayuntamiento del municipio. El objetivo de la charla era exponer las 'bondades' que supone para un municipio albergar una industria "estratégica" como la nuclear. En Dessel, con una población de 9.000 habitantes, cerca de 2.000 han sido empleados en alguno de los dos cementerios nucleares -uno definitivo y otro temporal- que hay instalados en su zona de influencia. D. Kris Van Dijck, inició su presentación manifestando que él nació y reside en Dessel. Explicó que su municipio ha convivido desde los años 50 con industrias nucleares y que en Dessel "las verduras siguen creciendo, los niños se desarrollan sanos, y los vecinos viven felices". También hizo referencia a los beneficios que obtiene su municipio por albergar estas instalaciones nucleares: el empleo que genera para los habitantes de la zona, y el incremento del presupuesto municipal, lo que se traduce en que "la gente que vive en Dessel paga menos impuestos", y estimó el impacto económico total de estas instalaciones en la región en "1000 millones de euros al año" Preguntado sobre el impacto que un ATC podría tener en el valor de las viviendas, argumento que "cuando tienes esta industria hay dos cosas positivas para el sector inmobiliario: empleo para la gente local, por lo que no hay pisos vacíos, y además viene gente de fuera a trabajar y por lo tanto, hay que construir más casas. Es un impulso para la industria inmobiliaria".