Martes 19/09/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

El Confidencial Autonómico

José Bono recomienda en Madrid que el alcalde de Toledo Emiliano García-Page suceda a Barreda si pierde las elecciones autonómicas en Castilla-La Mancha

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El ex presidente regional es partidario de iniciar una nueva etapa en el PSOE de Castilla-La Mancha si José María Barreda no consigue la reelección en 2011. El mejor situado para sucederle es Emiliano García-Page. "Tiene mucha vida para ser presidente de muchas cosas. Mucho ganaríamos si acertásemos en elegirle". Con estas palabras se refirió José Bono al alcalde de Toledo durante una visita a la capital castellano-manchega hace dos semanas. Según ha podido saber El Confidencial Autonómico, los elogios del presidente del Congreso al edil socialista han sido toda una declaración de intenciones: Bono tiene predilección por García-Page y le ve como el fututo líder del PSOE en la región y candidato a la Comunidad para muchas legislaturas. Así se lo ha hecho saber a colegas de partido con peso un peso importante en Ferraz, como José Blanco o Manuel Chaves. La dirección del PSOE ha tomado nota, pero no actuará hasta después de las elecciones autonómicas del año próximo. La última encuesta electoral realizada en Castilla-La Mancha, del pasado 14 de octubre, refleja que los socialistas pueden perder la presidencia de la región por primera vez desde 1983: el PP obtendría la mayoría absoluta con 27 de los 49 escaños que tiene el Parlamento regional. Estos datos inquietan en la dirección del PSOE, aunque se tiene la esperanza de recuperar la confianza de los votantes en los siete meses que quedan para la celebración de los comicios. En Ferraz saben que si lo 'populares' no obtienen la mayoría absoluta no podrán gobernar y Barreda sería presidente, por lo que se ha decidido ser prudentes. No obstante, la pérdida de uno de los feudos socialistas provocaría un drástico cambio de rumbo que tendría como principal víctima al actual dirigente autonómico. García-Page, vicepresidente segundo en la última etapa Bono, cuenta con los apoyos suficientes para encabezar una nueva etapa.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·