Jueves 17/08/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Andalucía

El PP andaluz ha ofrecido su apoyo al PSOE por temor al adelanto electoral

Andalucía

Los populares están convencidos de que sufrirían un varapalo: “Hay que hacer cualquier esfuerzo, nos guste o no, para evitar elecciones en 2014”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La crisis provocada en la coalición de gobierno en Andalucía por el realojo de los desahuciados de la Corrala Utopía de Sevilla ha multiplicado las especulaciones sobre la posibilidad de que Susana Díaz convoque elecciones anticipadas. Ante la posibilidad de que Izquierda Unida retire su apoyo a los socialistas, el Partido Popular ya se ha ofrecido al PSOE como socio en el Parlamento autonómico.

Susana Díaz y Juan Manuel Moreno, en el primer encuentro oficial tras el nombramiento del segundo como presidente del PP andaluz. Susana Díaz y Juan Manuel Moreno, en su primer encuentro oficial.

El Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) publicó el viernes 11 de abril el decreto de retirada provisional de competencias en materia de adjudicación de viviendas públicas a la Consejería de Fomento y Vivienda de la Junta que dirige Elena Cortés, de Izquierda Unida. Las competencias pasaron a manos de la Consejería de Hacienda y Administración Pública.

La grave crisis entre PSOE e IU parece haberse resuelto tras la devolución a la consejería que controla Izquierda Unida de las competencias para adjudicar viviendas de protección oficial. Una crisis que ha seguido por teléfono desde Colombia, donde se encontraba en visita oficial, la titular de Vivienda Elena Cortés.

Durante estos días, la posibilidad de un adelanto electoral -que ya sería después de que pasen las elecciones europeas- ha vuelto a tomar fuerza en la política andaluza.

El PP tiende la mano a Susana Díaz

En este escenario ha irrumpido el PP andaluz con una propuesta directa a Susana Díaz: si los socialistas acaban rompiendo su acuerdo con la coalición de izquierdas, los populares estarían dispuestos a ofrecer su apoyo parlamentario para garantizar la estabilidad política de la comunidad autónoma.

El partido que ahora dirige Juan Manuel Moreno Bonilla ha justificado esta oferta por la necesidad de sacar adelante medidas para tratar de paliar la crisis económicas y las altas cifras de desempleo que sufre Andalucía.

Sin embargo, además de esa razón hay otras causas, en este caso internas, que explican el ofrecimiento que ha hecho el PP andaluz al PSOE para evitar que se tengan que celebrar elecciones anticipadas dentro de unos meses.

El adelanto acabaría con las expectativas de Juanma Moreno

Fuentes de los populares andaluces admiten, en conversación con El Confidencial Autonómico, que el respaldo ciudadano que actualmente tienen sus siglas “no es el mismo que hace dos años”, cuando el PP consiguió ganar por primera vez las elecciones (con el 40,66% de los votos) pero no alcanzó la mayoría absoluta.

El motivo de esta caída en la intención de voto -que reflejan la mayoría de encuestas- sería, principalmente, “las políticas de ajuste que el Gobierno central no ha sabido explicar bien y que afecta a nuestros votantes y simpatizantes”, explica un dirigente del PP-A.

Además, fuentes de los populares andaluces reconocen a ECA que un adelanto electoral tan temprano acabaría con las expectativas del nuevo presidente andaluz, recién llegado al escenario político andaluz (fue elegido a principios de marzo) y que todavía es un desconocido en Andalucía e incluso en el PP andaluz, que todavía no se ha repuesto de las heridas internas sufridas en el proceso de designación de Moreno Bonilla.

Consciente de que esa debilidad interna podría conllevar un varapalo en las urnas, Juan Manuel Moreno se ha puesto a disposición de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, para apoyarla “en cuestiones trascendentales para Andalucía” si finalmente rompiera con IU. Desde la sede regional del PP en Sevilla aseguran que están dispuestos a “cualquier esfuerzo, nos guste o no, para evitar elecciones en 2014”.

Dirigentes socialistas apostaban por el adelanto

En la noche del viernes al sábado, los socios del gobierno andaluz llegaron a un acuerdo por el que Susana Díaz firmó un decreto que restituía a la consejería de Fomento las competencias de Vivienda arrebatadas por el polémico reaolojo de los desahuciados de la Corrala Utopía.

Antes del acuerdo, un veterano dirigente comunista explicaba que “en IU, las bases son muy beligerantes, pero las decisiones, en el gobierno, hay que tomarlas en frío”. Aunque buena parte de la formación política apostaba por la ruptura del pacto, algunos dirigentes -que, por lo que parece, han acabo imponiéndose- preferían llegar a una solución consensuada con el PSOE para que ambos pudieran “salvar la cara”, si bien reconocía con iba a ser complicado.

En el PSOE, mientras tanto, no faltaron las voces que pusieron en valor las últimas encuestas publicadas, que indicaban que los socialistas podrían ganar e incluso recuperar la mayoría absoluta. Estos dirigentes animaban a Susana Díaz a dar el paso de adelantar las elecciones a otoño, lo que habría supuesto demorar las primarias socialistas para elegir candidato a las elecciones generales de 2015.

“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·