Sábado 19/08/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Aragón

Otras cinco autonomías ya se han trasladado

Aragón pagará 21.000 euros al año para integrar su ‘embajada’ en la oficina de Exteriores en Bruselas

Aragón

El gobierno de Luis Fernanda Rudi se ahorrará más de 100.000 euros tras rescindir el anterior alquiler

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Después de varios años manteniendo su propia oficina en Bruselas, el gobierno de Aragón ha decidido integrar la “embajada” en el local de la Representación Permanente de España ante la Unión Europea, tras firmar un convenio de colaboración con el Ministerio de Asuntos Exteriores.

El ministro García-Margallo y la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, firman el convenio de integración de la oficina aragonesa. El ministro García-Margallo y la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, durante la firma del convenio.

Fue en el mes de septiembre cuando José Manuel García-Margallo y Luisa Fernanda Rudi suscribieron un acuerdo para ubicar la Oficina de Aragón en Bruselas en las instalaciones de la delegación diplomática de España ante las instituciones comunitarias.

Este acuerdo se suma al que ya suscribieron anteriormente otros cinco gobiernos autonómicos con delegaciones en la ciudad que alberga buena parte de las instituciones de la UE: Asturias, Navarra, La Rioja, Castilla y León y Castilla-La Mancha.

Y es que en la nueva Ley de Acción Exterior que se aprobó en marzo se incluye que el Gobierno de España impulsará que las oficinas exteriores y de promoción comercial de las comunidades autónomas se integren dentro de los locales del Servicio Exterior del Estado. El objetivo era ahorrar en los costes de las ‘embajadas’ autonómicas que se habían ido creando en los últimos años por países de todo el mundo.

Hasta 21.000 euros de “alquiler”

En el caso de Aragón, tras la primera firma del acuerdo entre García-Margallo y Rudi se rubricó un convenio de colaboración por parte del embajador de España ante la UE, Alfonso María Dastis, y el consejero de Presidencia aragonés, Roberto Bermúdez de Castro, para concretar más la colaboración entre Asuntos Exteriores y el gobierno regional.

El Confidencial Autonómico ha podido comprobar que el convenio contempla que el gobierno de Aragón tendrá que pagar a la Representación Permanente de España ante la Unión Europea una cantidad anual como forma de participación en los gastos de las instalaciones de la delegación española, situada en un edificio en el Boulevard du Régent , 52 de Bruselas.

Aunque los gastos reales se liquidarán al cierre de cada ejercicio presupuestario, el precio de este “alquiler” será inicialmente de 7.000 euros al año por cada funcionario que el gobierno de Aragón quiera mantener en su nueva oficina, dentro de la representación española. El convenio establece que como máximo la Oficina de Aragón podrá instalar a tres personas, por lo que al ejecutivo autonómico le costará como máximo 21.000 euros al año.

La embajada española apoyará a la oficina aragonesa

A cambio de esta cantidad anual, y según el documento consultado por ECA, la delegación española en Bruselas se compromete a ceder a la oficina de Aragón un despacho en su sede, además de permitir utilizar una parte del espacio diáfano de las instalaciones para el personal auxiliar de apoyo a la ‘embajada’ autonómica.

Además, los empleados del gobierno de Aragón podrán utilizar la red de teléfono y de comunicaciones de la REPER, y usarán los servicios y suministros generales del edificio dependiente del ministerio.

Pero la colaboración entre Asuntos Exteriores y el gobierno de Luisa Fernanda Rudi se concretará, sobre todo, en que la Representación Permanente de España “proporcionará a la Oficina del Gobierno de Aragón en Bruselas el apoyo institucional que sea posible para el adecuado ejercicio de sus actividades en el ámbito de sus competencias, en relación con las instituciones y organismos de la Unión Europea”.

Para ello, el embajador español en la UE tiene que nombrar a una persona como enlace con el responsable de la oficina aragonesa para que se coordinen las actuaciones entre ambas delegaciones.

Por su parte, la ‘embajada’ europea de Aragón tendrá que aportar todo el material que necesite para su labor cotidiana, y también se hará cargo de los gastos de telefonía fija y de los viajes y dietas de los empleados que trabajen para la delegación autonómica. Sobre estos funcionarios aragoneses también se precisa que el que empiecen a trabajar en la misma sede no implicará, en ningún caso, que pasen a depender funcionalmente de la embajada española.

Un ahorro total de 100.000 euros

Según los cálculos del gobierno de Aragón, esta integración en el edificio que ocupa la Representación Permanente de España le supondrá un ahorro de unos 100.000 euros al año: sólo el alquiler actual ascendía a 58.000 euros al año y sus gastos eran de unos 54.000.

El cambio de sede se ha dado ahora y no antes porque no ha sido hasta 2014 cuando la Oficina de Aragón ha podido rescindir el contrato de alquiler que firmó el ejecutivo socialista de Marcelino Iglesias. A partir de ahora, la ‘embajada’ autonómica costará unos 125.000 euros al año, según cálculos del ejecutivo regional, un 80% menos que en 2010.

“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·