Viernes 09/12/2016. Actualizado 20:22h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Asturias

El regreso del oso cántabro ‘Furaco’ a Asturias para fecundar a ‘Paca’ y ‘Tola’ será por todo lo alto: confirmada la presencia de Revilla y Areces

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Miguel Ángel Revilla y Vicente Álvarez Areces, presidentes de Cantabria y Asturias respectivamente, estarán presentes en la vuelta de 'Furaco' al recinto del municipio asturiano de Proaza, donde se espera que esta vez cumpla con éxito su misión, que se ha convertido en una "batalla personal" de Revilla. 'Furaco' es el oso 'estrella' del zoo de Cabarceno (Cantabria). Hace una año ganó lo que popularmente se denominó como 'Operación Oso': Una búsqueda de entre 70 osos para encontrar un macho que fuese capaz de dar descendencia a 'Paca' y 'Tola', dos osas asturianas ya adultas que fueron encontradas a mediados de los años noventa junto al cadáver de su madre, muerta por disparos de cazadores furtivos, y que se han convertido en todo un símbolo en Asturias. La primera experiencia, en 2008, no tuvo éxito. 'Paca' y 'Tola' rehusaron la compañía del oso cántabro, sobre el que estaban puestas muchas expectativas. Aquel 'fallo' inició toda una campaña de comentarios sarcásticos en la prensa asturiana, con su eco en la prensa cántabra. La llegada de Furaco a Asturias se comparó en la prensa con una visita oficial de alto nivel: cuando salió de su jaula para entrar en el recinto especialmente preparado para él, le recibieron dos presidentes autonómicos (Revilla y Areces), un ex ministro de Educación y Defensa (Gustavo Suárez Pertierra, presidente del Patronato Fundación Oso) y decenas de periodistas y flashes. Para su retorno a finales de marzo de 2009, 'Furaco' contará de nuevo con la presencia de Areces y Revilla, para quien la misión del oso cántabro se ha convertido en "una batalla personal", comentan a El Confidencial Autonómico fuentes involucradas en el proyecto. Miguel Ángel Revilla había augurado en 2008 todo el éxito para este ejemplar de oso, con una descendencia que ya supera el medio centenar de esbardos -como se denomina a las crías de oso pardo cantábrico-. Llegó a afirmar que el oso había seguido una dieta afrodisíaca a base de "sobaos y anchoas", y que en su zoo "hasta los avestruces le tienen miedo". Habrá que esperar hasta finales de mayo para saber si 'Furaco' pasa la revalida.