Viernes 09/12/2016. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Castilla y León

A Garoña le crecen los 'enanos'. El Consejo de Seguridad Nuclear está recopilando información sobre la última fuga de agua en el sistema de contención

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Más problemas para Garoña. En pleno debate sobre su cierre, el Consejo de Seguridad Nuclear ha solicitado a la central todos los informes técnicos sobre la últimas incidencias relacionadas con el sistema de contención interior. La última, ayer, obligó a los técnicos a reducir en un 20 por ciento la producción de energía. Se están estudiando posibles sanciones. Ayer sábado, la central nuclear Santa María de Garoña (Burgos) comunicó al Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), siguiendo el procedimiento establecido, que se ha producido una reducción de potencia no programada superior al 20 por ciento. Según ha podido saber El Confidencial Autonómico, el Consejo de Seguridad Nuclear ha solicitado a la dirección de Garoña toda la información referente al suceso para analizar si se trata de un fallo técnico que se podría haber evitado. Según las fuentes consultadas en dicho organismo, en caso de que se comprobase que se actuó de forma negligente, se procedería ha abrir un expediente sancionador. La reducción de potencia se ha producido ante los indicios de una posible fuga de agua en el interior de la contención primaria, mientras se llevaba a cabo el proceso de arranque de la central, en situación estable y con todos los sistemas operables de acuerdo con las especificaciones técnicas de funcionamiento. Actualmente, la planta se encuentra iniciando la secuencia de parada para proceder a inspeccionar la contención primaria y realizar los trabajos de mantenimiento pertinentes.