Lunes 25/09/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Castilla y León

El ayuntamiento de Olmedo no prepara ningún acto institucional a Nick Clegg. El viceprimer ministro británico pidió al consistorio “normalidad” durante sus vacaciones en el municipio

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Ni coches de escoltas ni reuniones con políticos españoles. Nick Clegg desea pasar unas vacaciones tranquilas en la localidad vallisoletana de Olmedo, a la que acude cada verano desde que contrajo matrimonio con Miriam González, vecina del municipio. Según ha podido saber El Confidencial Autonómico, la estancia del político inglés no tendrá nada que ver con la estancia de Michelle Obama en Marbella. Si la mujer del presidente estadounidense visitó la Alhambra y se desplazó hasta Marivent para entrevistarse con los Reyes, la intención de Clegg es olvidarse de los actos institucionales hasta que regrese a Reino Unido. El viceprimer ministro británico tampoco ha querido que le acompañaran agentes procedentes de su país para garantizar su seguridad durante los días que permanezca en tierras españolas, algo por lo que sí optó la Primera Dama norteamericana. "Podemos observar más visitas de la Guardia Civil, pero poco más. La embajada británica no nos ha confirmado nada, pero pensamos que sí puede existir algún tipo de seguridad privada, pero no es algo que saltea la vista", explica una voz autorizada del ayuntamiento de Olmedo. La misma fuente, consultada por este confidencial, afirma que Clegg "ha pedido tranquilidad durante su estancia en el pueblo. No quiere ningún acto especial después de haber sido nombrado viceprimer ministro y aspira a tener unas vacaciones tan normales como las de veranos atrás". Desde el consistorio "vamos a respetar su decisión, como es natural. No vamos a organizar entrevista oficial con el alcalde ni nada por el estilo". No obstante, según confirman a ECA, la relación entre Alfonso Centeno -edil del municipio- y el británico es cordial y amistosa: "Siempre que se ven en el pueblo se saludan y buscan un rato para charlar".

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·