Sábado 19/08/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Comunidad Valenciana

Asegura que los ‘collidors’ no cobran según el convenio

Compromís pide inspectores para evitar “explotación” en el campo valenciano

Sus senadores reclaman al Ministerio de Empleo medidas ante las denuncias de contrataciones abusivas en la recogida de la naranja

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los dos senadores de Compromís piden al Gobierno de España que envía inspectores a los campos de la Comunidad Valenciana, ante la denuncia de diversas organizaciones agrarias por abusos laborales en la campaña de recogida de la naranja, que ahora se encuentra en su momento de recolección, y señalan a las empresas de trabajo temporal, que piden que no se les “demonice”.

Recolectores en la campaña de la naranja. Recolectores en la campaña de la naranja.

Según ha sabido El Confidencial Autonómico, en estos años se han detectado irregularidades laborales, tanto en almacenes como en el trabajo de campo, que a veces consiste en no abonar las horas extras.

“Sobre todo a través de las Empresas de Trabajo Temporal (ETT), los representantes sindicales nos han manifestado las contrataciones abusivas en la recolección de la naranja, y el Ministerio de Trabajo debe poner más medios para evitarlo”, han manifestado los senadores de la coalición nacionalista valenciana Compromís, Jordi Navarrete y Carles Mulet.

Para los senadores de Compromís, que han consultado con los colectivos implicados en el trabajo, la medida de 8 inspectores en los campos valencianos de naranja, que aportara el cuerpo de inspección del Ministerio de Trabajo, sería eficaz para evitar la explotación.

Los senadores valencianos denuncian que no se retribuye a los “collidors” (“recolectores”) que recogen la naranja en los campos según el convenio, y se acude a las ETT, “aprovechándose de los trabajadores para poder competir con precios que las grandes cadenas de distribución exigen por la entrada de productos de terceros países”, “y de las dificultades económicas graves que tienen los que aceptan ser “collidors”.

A título de ejemplo, los senadores han aportado un dato: un cajón de navelinas ha pasado de pagarse de 1,20 euros a 0,60 euros.

La medida que propone la formación valenciana tendría un coste de 300.000 euros.

Las ETT piden que no se les “demonice”

“La actual legislación sobre los contratos en cooperativas, almacenes y recogedores de naranja permite la subcontratación, y las ETT hacemos un gran trabajo de seleccionar y aportar trabajadores según demandan las empresas, muchas veces el mismo día que nos lo piden, y no es justo que se nos demonice, pues somos los primeros interesados en cumplir las exigencias legales”, afirman desde una ETT con amplia experiencia en la recogida de la naranja.

“Si caben mejoras en la legislación, que se estudien, y si alguien incumple la actual debe ser sancionado, pero las acusaciones genéricas de Compromís chocan con el reconocimiento de altos cargos valencianos hacia nuestra tarea”, afirman a este digital, que afirman que “subcontratar no es abusar, cumpliendo los términos contractuales”.

Desde las ETT afirman que “a veces hay prácticas abusivas que exceden la responsabilidad de la ETT, sino que hay trabajadores que buscan sustitutos por su cuenta y lo descubrimos tarde, u otras situaciones que, en efecto, responden a abusos que pueden proceder de los agobios económicos, y la picaresca es muy variada”.

“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·