Sábado 03/12/2016. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Extremadura

Los embalses de Alange y Cornalvo están por debajo del 20 por ciento de su capacidad y se encuentran en situación de “alerta” y “emergencia” por sequía

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El embalse de Alange, que abastece a la ciudad de Mérida, y el de Cornalvo que distribuye agua a cinco poblaciones pacenses, se sitúan por debajo del 20 por ciento de su capacidad, según precisó el presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadiana, Eduardo Alvarado. Ambos pantanos se encuentran en situación de alerta y emergencia por sequía. Pese a este dato, Alvarado afirmó que por el momento "no hay ningún problema de los abastecimientos" de agua tanto para el uso doméstico como para el desarrollo de actividades industriales y energéticas, tareas que "están aseguradas. La situación es más delicada en las presas de Cornalvo, donde se va a realizar un trasvase temporal con agua de otro pantano. El presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadiana afirmó que la solución definitiva "se va a hacer con el cinturón el anillo hídrico que llega a Mérida". En cuanto a Alange, una de las superficies pantanosas de mayor tamaño en la provincia de Badajoz y que abastece a la población de Mérida, está más bajo Alvarado achaca a la campaña de riego, la sequía de este año, aunque aseguró que el volumen de agua con el que cuenta es "suficiente" para hacer frente además a la instalación de una central térmica de ciclo combinado que hay proyectada en la zona, así como para surtir a otros proyectos industriales de esta envergadura.