Sábado 23/09/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Extremadura

Las cuatro familias que llevan una semana acampadas junto a la residencia de Fernández Vara exigiendo una vivienda de protección oficial han iniciado una huelga de hambre

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los nuevos vecinos de Guillermo Fernández Vara han dado un paso más en sus reivindicaciones. Después de una semana acampados junto a la residencia del presidente de Extremadura, han decidido iniciar una huelga de hambre para conseguir una vivienda de protección oficial. Según ha podido saber El Confidencial Autonómico, esta iniciativa se mantendrá "indefinidamente", hasta que el dirigente autonómico cumpla con sus exigencias. Las cuatro familias sólo se alimentarán a base de agua con limón. Se trata de cuatro parejas de Badajoz, todas ellas con hijos de corta edad. De ellas, tres familias "están a las puertas de ser desahuciados en breve por no poder pagar el alquiler, ya que carecen de medios económicos al estar en paro", y la cuarta familia vive "apilada" en un piso de setenta metros compartido por once personas, en el que subsisten con tan solo 427 euros del paro de uno de ellos. Los campistas han recordado que Fernández Vara aseguró hace unos días que "ningún extremeño se quedará sin casa" y ha destacado la "urgente necesidad" que de estas familias tienen de una vivienda. "Es triste que familias extremeñas que están ya desahuciadas de sus domicilios por no poder pagar el alquiler, tengan toda la documentación presentada, reconocida su urgente necesidad de una vivienda de protección oficial, tengan que llegar a estos extremos".

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·