Jueves 08/12/2016. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

La Rioja

Entrevista exclusiva a Pedro Sanz: “La Conferencia de Presidentes ha sido una sucesión de monólogos infumables por parte de cada uno de los dirigentes autonómicos”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El presidente de La Rioja, Pedro Sanz, salió de la Conferencia de Presidentes, celebrada en Madrid el lunes, con la impresión de haber perdido el tiempo. El Confidencial Autonómico ha entrevistado al 'popular', que afirma que este tipo de reuniones son bastante útiles, pero la última "se resume en una sucesión de monólogos infumables por parte de cada uno de los presidentes autonómicos". ECA: Después de asistir a la Conferencia, ¿se reafirma en que sólo sirvió para lavar la imagen de Zapatero? Pedro Sanz: Ése era el único objetivo de la reunión. No encuentro otra explicación. Además, hasta eso les salió mal, porque muchos presidentes salimos de allí enfadados y con la sensación de haber perdido el tiempo. Usted afirmó el viernes que difícilmente iba a llevar una propuesta en firme de cara a la Conferencia, porque no habían recibido ningún tipo de documentación por parte del Gobierno. ¿Se solucionó el problema? No. No nos llegó nada. No hubo planteamientos ni propuestas de ningún tipo antes de la Conferencia, y así es imposible preparar nada, ni que una vez dentro del Senado se puedan solucionar los problemas planteados. Entonces, ¿es inútil la Conferencia de Presidentes? No, ni mucho menos son inútiles. La idea es muy buena, pero el Gobierno la está desaprovechando. Lo que falla no es la Conferencia en sí, sino el formato que le da el equipo de Zapatero. No se puede acudir a una reunión sin saber qué propuestas van a hacer los convocantes o qué temas se van a tratar. Su intención era incluir como punto del día la situación del sector agrario en España y en La Rioja. ¿Lo consiguió? Sí, se trató el tema agrario, pero no se avanzó nada. Yo propuse exactamente lo que me pidieron los agentes de este sector la semana pasada, cuando me reuní con ellos. ¿Qué solicitaban? La modificación de la ley de precios, y cambiar la Política Agraria Común. Quieren que el Estado ofrezca ayudas del ICO para financiación, y reducir los impuestos agrarios. También es importante que desde el Gobierno central se favorezca la denominación de origen, a través de la liberalización de las plantaciones. ¿Y no se logró ningún acuerdo? No, era imposible. Para llegar a un acuerdo primero hay que debatir. Ahí, cada uno contaba su vida, y a última hora se nos presentó un documento con las propuestas del Gobierno. Entonces, ¿no fue posible enfrentar impresiones entre los presidentes? Hubiese sido lo lógico, pero la cosa no funcionó así. Cada presidente tenía de ocho a diez minutos para presentar sus propuestas sobre sostenibilidad, modelo económico, y comentar los problemas de su comunidad, y no había lugar al debate. Esta Conferencia se resume en una sucesión de monólogos infumables por parte de cada uno de los presidentes autonómicos, sin opción de respuesta para el resto. ¿Qué pasó al concluir las intervenciones? Al final nos dieron un impreso donde el Gobierno presentaba sus propuestas, escrito que nada decía de nuestras intervenciones o de los asuntos que habíamos tratado. Lo único que quería hacerse era política, conseguir el titular en forma de acuerdos entre los presidentes y el Ejecutivo. En ningún momento atendieron al contenido de nuestras intervenciones. En ese escrito se proponía una reforma económica y de empleo que los presidentes del PP rehusaron votar. ¿Cuál fue el motivo de esta decisión? Básicamente, creímos que no podíamos opinar sobre un modelo que no había sido debatido o estudiado durante la Conferencia. Habría sido un acto de gran irresponsabilidad. Los socialistas afirman que los del PP iban con el "no" de antemano. No podíamos ir con el "no" de antemano porque no sabíamos a qué íbamos a decir que no. Lo que no podían pretender desde el Gobierno es que los presidentes, del PP o del PSOE, tuviésemos una adhesión plena a cualquier propuesta que realizaran. ¿Qué punto, del modelo económico presentado por el Gobierno, difiere más de las pretensiones de los dirigentes 'populares? La subida de impuestos. Hemos dicho en muchas ocasiones que no estamos a favor de una subida. Ellos lo sabían y lo volvieron a proponer. ¿Por qué lo propusieron? Me imagino que el marketing es muy importante, y saber que íbamos a decir que no a esa propuesta les pareció interesante para señalarnos como culpables. La Conferencia se produjo horas después de la agresión a Berlusconi. ¿Notó mayor seguridad en el Senado? No vi nada fuera de lo normal. Hubo la seguridad lógica en este tipo de eventos. ¿Usted se plantea aumentar su propia seguridad en sus actos públicos? Yo soy de los que opina que la seguridad es algo muy serio y que debe ser tratada por los expertos. En mi caso, siempre sigo los consejos que marcan el Ministerio del Interior y la Policía. Son ellos los que deben medir qué tipo de medidas preventivas deben adoptarse, no yo.