Miércoles 18/10/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

La Rioja

Está declarada como fiesta de interés turístico nacional

Periodistas extranjeros cubrirán la Batalla del Vino en La Rioja

Hasta Haro se desplazarán también turistas de Italia y Francia. Los asistentes se arrojarán más de 30.000 litros

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

A los San Fermines, las Fallas y La Tomatina se les une una nueva fiesta española que ha adquirido relevancia internacional. Se trata de la Batalla del Vino, un evento que se lleva celebrando desde el siglo XVIII y consiste en arrojarse vino entre los asistentes hasta que la camiseta –blanca en un primer momento- acabe morada.

Batalla del Vino, La Rioja. Batalla del Vino, La Rioja.

Más de 30.000 litros de vino son los que se arrojan los asistentes en las fiestas de Haro, una localidad de La Rioja donde se celebra la Batalla del Vino. Cada 29 de junio, tanto locales así como turistas tienen un solo objetivo: que sus camisetas blancas acaben moradas.

No importa el instrumento que utilicen para tirar el vino ya que se pueden portar todo tipo de recipientes que puedan albergar líquido como por ejemplo las pistolas de agua, sulfatadoras, botas o calderos.

Conforme han ido pasando los años, esta fiesta que comenzó siendo local ha ganado relevancia, y no únicamente a nivel nacional. En esta edición acudirán a cubrirlo periodistas y fotógrafos de diferentes partes de Europa.

Al igual que otros eventos de España como San Fermines, Las Fallas o La Tomatina ha adquirido relevancia en el panorama internacional.

Tanto es así que incluso desde Italia y Francia se está promocionando la Batalla del Vino para animar a los ciudadanos de estos países a desplazarse hasta España y disfrutar de esta fiesta.

La Batalla del Vino data del siglo XVIII

Los orígenes de esta fiesta datan del siglo XVIII, cuando se llevaba a cabo una romería en donde abundaba el vino y una de las bromas era arrojarlo a las botas de los asistentes. Sin embargo, esto no parecía gustar mucho a todos ya que durante años, esta fiesta no conseguía una gran afluencia de turistas –ni tampoco locales-.

No fue hasta 1949 cuando la Batalla del Vino ganó popularidad y se hizo un hueco en el panorama de fiestas nacionales como un acontecimiento que es capaz de atraer a turistas de fuera de España.


Etiquetas
, ,
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·