Sábado 03/12/2016. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Madrid

El País comienza su cruzada contra Esperanza Aguirre con el editorial ‘Deslealtad institucional’. Javier Moreno busca un redactor jefe para liderar la campaña

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Deslealtad institucional. Así se titulaba el editorial de El País del pasado viernes en el que se criticaba el reciente anuncio de Esperanza Aguirre de iniciar una campaña de "rebelión" en contra de la subida del IVA. En el diario de Prisa hablan de que se trata del primer paso de una campaña para 'dar batalla' a la presidenta madrileña de cara a los comicios de 2011. Según ha podido saber El Confidencial Digital de fuentes de El País, la dirección del diario pretende potenciar la sección de Madrid con un cambio de redactor jefe. Javier Moreno, explican las mismas fuentes, quiere cambiar a Ana Alfageme, responsable desde 2006 de la redacción de Local, y colocar a un periodista de su máxima confianza. El objetivo de Moreno con esta decisión es iniciar una ofensiva a nivel informativo para 'batallar' contra Esperanza Aguirre y su equipo de Gobierno, explican desde la redacción de El País. El nombramiento del nuevo redactor jefe de Madrid está previsto, apuntan, que se haga oficial esta misma semana. Tal y como publicó ECD, Maribel Marín, ahora en Sociedad, es una de las candidatas a hacerse con el puesto -véalo aquí-. El pasado viernes, el editorial principal del diario El País calificaba la campaña "rebelde" de Aguirre como un modo de ejercer la oposición que "es mucho más letal para la economía española que el subir dos puntos el IVA". Estas son dos de las frases destacadas de dicho artículo editorial: -- "No es un secreto que la política tributaria española necesita un debate fiscal serio en el Parlamento y en las instituciones habilitadas para ello. Ese debate debería evitar el reproche mutuo con frases grandilocuentes y vacías, y centrarse en discutir cuál es el procedimiento más razonable de reducir el déficit público". -- "Si la oposición quiere apoyar la recuperación, debería estar dispuesta a debatir con el Gobierno qué niveles de renta y qué gastos deben pagar ese ajuste. Pero si no quiere contribuir a un debate razonable, al menos que procure no destruir la credibilidad de la economía española con su deslealtad institucional".