Domingo 04/12/2016. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Madrid

El partido islámico Prune prepara manifestaciones por toda España en contra de la prohibición del velo en las escuelas. Quiere llevar el caso de Pozuelo a los tribunales

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Partido Renacimiento y Unión de España, de inspiración islámica, está dispuesto a pasar a la acción en el asunto de la prohibición del velo en los centros educativos. La formación se echará a las calles de toda España y están decididos a llevar el caso de la chica de Pozuelo a los tribunales. El caso de la prohibición del velo islámico en un instituto de Pozuelo está tomando tintes políticos, y más aún tras la decisión del Partido Renacimiento y Unión de España de entrar de lleno en el debate. "Queremos liderar políticamente el movimiento de rechazo hacia la decisión de prohibir el hiyab en las escuelas" indica un portavoz oficial de la formación a El Confidencial Autonómico. "Estamos a favor de la libertad de todos para poder llevar un hiyab o un crucifijo o lo que sea, es lo que dice el artículo 16 de la Constitución Española y es lo que defendemos" aseguran desde el Prune, donde ya han diseñado su 'plan de respuesta'. Según ha podido saber este confidencial, la formación está contactando con la Federación Musulmana y con distintas asociaciones islámicas para preparar una "gran manifestación" en todas las ciudades de España, que tendrá lugar en una "fecha próxima". Desde el Prune también admiten se personarán en los tribunales como acusación particular en el caso de Pozuelo. Sus servicios jurídicos están recogiendo material para plantear una demanda judicial en los próximos días. La Federación Musulmana también ha anunciado que piensa presentar un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional. Por otra parte, la formación ha iniciado gestiones -por escrito- para convocar una reunión con los responsables de materia de libertad religiosa de los dos partidos más representativos, PP y PSOE. La polémica cumple ya una semana La disputa surgió cuando la dirección del Instituto de Educación Secundaria Camilo José Cela, de Pozuelo de Alarcón (Madrid), decidió expulsar de clase a Nawja, una alumna que acudía al centro vistiendo el 'hiyab' o velo islámico. Rápidamente, las asociaciones de corte islámico y la Federación Musulmana comenzaron a emitir notas y comunicados rechazando frontalmente la decisión del centro. La Consejería de Educación de la Comunidad de Madrid salió al paso respaldando la decisión de la dirección del instituto público. El centro educativo respondió a la polémica con un comunicado, en el que trataba de zanjar el asunto: "En el interior del edificio no se permitirá el uso de gorras ni de ninguna otra prenda que cubra la cabeza. La Dirección comunica que el Consejo Escolar ha decidido mantener el reglamento interno sin cambios", sentenciaban.