Domingo 26/03/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Navarra

Se contempla en su Plan de Política Lingüística

El gobierno de Navarra hará campaña a favor de que los niños estudien en vasco

Lanzará estrategias de comunicación para aumentar los alumnos en el modelo D: todas las asignaturas en euskera salvo Inglés y Lengua Castellana. Potenciará este idioma entre padres e hijos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El gobierno foral de Navarra, que preside la nacionalista Uxue Barkos (Geroa Bai), ha elaborado un borrador de lo que será el primer Plan Estratégico de Política Lingüística de la comunidad. Su objetivo declarado es proteger y fomentar el uso del euskera, para tratar de equiparar los derechos de los vascoparlantes con los de los castellanohablantes.

Uxue Barkos, presidenta del gobierno de Navarra. Uxue Barkos, presidenta del gobierno de Navarra.

Por ahora el texto es sólo un borrador que irá presentado en distintos actos para que colectivos, partidos y otras entidades realicen propuestas al plan. Pero su idea es conseguir que el euskera pase de ser “una lengua minorizada, que a lo largo de los siglos ha ido perdiendo el lugar que tenía”, a que tenga un prestigio y un valor añadido.

La consejera de Relaciones Ciudadanas e Institucionales, Ana Ollo, destacó en la presentación que “no ha habido un plan estratégico del euskera nunca”, durante los gobiernos socialistas y de Unión del Pueblo Navarro (UPN).

Ahora, el ejecutivo de Geroa Bai (nacionalistas de izquierdas) y apoyado por Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra (IU) pretende conseguir que los hablantes del euskera tengan reconocidos los mismos derechos que los castellanohablantes en Navarra, y que la lengua vasca sea protegida.

Campaña a favor del modelo D

El borrador del Plan Estratégico de Política Lingüística, consultado por El Confidencial Autonómico, incluye numerosas propuestas en uno de los puntos que mayor polémica despierta en Navarra: la educación de los niños.

La idea del gobierno navarro es potenciar el uso del euskera entre toda la población, pero sobre todo conseguir que los más pequeños aprendan y utilicen esta lengua cooficial para así garantizar el futuro del vascuence a largo plazo.

En lo que se refiere a los niños que vayan a Educación Infantil, entre los 0 y los 6 años, declara que tomará las medidas que permitan que los padres puedan matricular a sus hijos en toda Navarra en el modelo D: es decir, la opción lingüística que implica que el alumno estudia todas las asignaturas en euskera, salvo el Inglés y la Lengua y Literatura Castellana.

El cambio en la Ley Foral del Euskera que se aprobó hace meses acaba en parte con la zonificación que existía en Navarra, que establecía tres zonas lingüísticas. Los partidos de izquierdas y nacionalistas cambiaron la ley para que la educación en lengua vasca se pudiera extender a toda Navarra, más allá de las zonas vascófonas tradicionales (noroeste de la comunidad foral).

Sin embargo, ahora el gobierno de Uxue Barkos no sólo se compromete a garantizar que los padres puedan elegir modelo lingüístico en toda Navarra. Además, organizará y llevará a cabo “campañas a favor de la matriculación en el modelo D junto a los agentes sociales”.

Lo hará a través de una estrategia duradera de comunicación que tendrá como objetivo “fortalecer la escolarización en euskera”.

Que los padres hablen en euskera con sus hijos

También dirigido a los niños van dirigidos otros puntos del Plan Estratégico de Política Lingüística. Otro objetivo declarado es “aumentar el uso del esukera en las relaciones intrafamiliares”, para que la lengua vasca no se quede en las clases sino que cale también en la vida fuera del colegio.

En ese sentido ofrecerá sesiones informativas a los padres con niños de hasta 12 años para concienciar “en relación a la crianza y socialización en euskera”, y creará “espacios para las familias, con la finalidad de estimular que el euskera comience a utilizarse con normalidad entre progenitores e hijos e hijas”.

Varios puntos concretos están pensandos para las familias que llegan a Navarra procedentes de otros lugares. El gobierno de Barkos quiere que perciban el euskera “como un recurso de integración y de promoción social tanto para ellos como para sus hijos”. Pondrá en marcha programas para acercar el euskera a niños y adolescentes de fuera de Navarra.

Subvenciones condicionadas a la lengua

El plan del ejecutivo foral alcanza a todos los ámbitos en una gran variedad de actuaciones:

-- Subvenciones condicionadas a la lengua: empieza a apuntar medidas para exigir el uso del euskera a las empresas que se relacionen con la administración foral. Por el momento propone “estudiar la inserción de criterios lingüísticos en las convocatorias de subvenciones en el sector socioeconómico”, idea que repite después con palabras parecidas en todo punto. También plantea “a la hora de conceder incentivos fiscales para promover la actividad empresarial, tener en cuenta las inversiones que se realizan para la utilización del euskera”.

-- Más funcionarios bilingües: en primer lugar propone hacer un estudio del grado de conocimiento del euskera que tiene la plantilla de empleados públicos del gobierno de Navarra. Así los distintos departamentos del ejecutivo podrán analizar las necesidades comunicativas, concretar qué puestos de trabajo deberían ser bilingües (y no sólo castellanohablantes), y en consencuencia “incrementar el número de puestos de trabajo bilingües para responder adecuadamente a las necesidades de la sociedad”.

-- Personalidades de prestigio: así denomina este plan a famosos como deportistas y actores que tratará de “fichar” para que se impliquen en campañas y acciones para fortalecer la imagen positiva del euskera.

-- Valor histórico y turístico: por un lado lanza la idea de crear “rutas turísticas en torno al euskera”, y conseguir que los pueblos euskaldunes sean atractivos para los visitantes. Pero también quiere dar a conocer “el lugar ocupado por el euskera en la idiosincrasia de Navarra y en la historia de los navarros y navarras”, y que estos entiendan “la relevancia de esta lengua para poder entender la Navarra actual”.

-- Ayudas de la UE: a través de la ‘embajada’ u oficina de Navarra en Bruselas, el gobierno foral buscará fondos y ayudas comunitarias para financiar todas estas acciones en favor de la lengua vasca.

-- Regular el uso oficial del euskera: aunque lo exprese en una escueta frase, el gobierno de Navarra indica que regulará (es decir, que cambiará la regulación actual) el uso del euskera para “posibilitar su uso en la sociedad”.