Domingo 04/12/2016. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Pais Vasco

Patxi López rompe la promesa que hizo a su ‘colega’ Lazcoz, alcalde de Vitoria. El Gobierno autonómico no pagará el canon de capitalidad

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El alcalde de Vitoria, Francisco Javier Lazcoz, ha afirmado en muchas ocasiones que el Gobierno del PSE en Euskadi "sí es partidario de reconocernos la capitalidad y darnos un canon por ello". De hecho, su amigo Patxi López le prometió, durante la campaña para las autonómicas del año pasado, que si él llegaba a la presidencia el asunto se resolvería. Un año después, el ejecutivo vasco reconoce que no tiene previsto pagar al Ayuntamiento. Vitoria es la capital del País Vasco por decisión del Parlamento autonómico, que así lo acordó el 20 de mayo de 1980 por medio de su Ley de Sedes, la primera de todas las aprobadas por la Cámara Legislativa. Sin embargo, veinte años después de esta decisión, y pese al masivo traslado de sedes del Gobierno a la ciudad, el consistorio no ha recibido la compensación económica que por ley le corresponde. Esta situación parecía que iba a cambiar con la llegada de Patxi López al Gobierno vasco. El socialista señaló el pago del canon de capitalidad como uno de los puntos de su programa político, para responder a las exigencias de su colega de partido y alcalde de Vitoria Francisco Javier Lazcoz. No obstante, el grupo 'popular' del municipio ha denunciado que no se ha producido ningún avance al respecto. El Confidencial Autonómico se ha puesto en contacto con una voz autorizada del Gobierno vasco, que ha explicado la postura del ejecutivo autonómico sobre este asunto: "Es una reivindicación antigua que desde el Gobierno tenemos en cuenta. Sin embargo, los vitorianos deben saber que existe un calendario legislativo ya aprobado, y la consolidación de una ley sobre capitalidad no está en la agenda para este año". La misma fuente afirma que "el alcalde y todos los ediles de Vitoria ya conocían por nosotros en qué estado se encontraba este asunto". Desde el PSE consideran que el PP ha resucitado esta polémica "de forma oportunista, sabiendo que la ley no saldrá este año". Según los socialistas, "su objetivo es hacer daño a Patxi Lazcoz, que en las elecciones fue muy agresivo en sus reivindicaciones a favor de la capitalidad, y ahora, como todos, deberá esperar".