Martes 17/10/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Pais Vasco

Los cargos públicos vascos no podrán trabajar para el sector privado durante los dos años siguientes al cese de su mandato

País Vasco

El nuevo código de conducta entrará en vigor en tres meses. Afectará a todos los miembros del actual gobierno de Iñigo Urkullu

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

En el Parlamento vasco llevaba tiempo gestándose una normativa que regulara la actividad económica y la conducta de los cargos públicos vascos. Una nueva ley que recoge todos estos aspectos entrará en vigor en tres meses, por lo que los miembros del ejecutivo actual tendrán que acatarla.

Íñigo Urkullu en el Parlamento Vasco. Íñigo Urkullu en el Parlamento Vasco.

La Ley Reguladora del Código de Conducta y de los Conflictos de Intereses de los Cargos Públicos, como se llama la norma, ha sido publicada el pasado sábado 9 de agosto. En el propio texto se especifican los tres meses como periodo de tiempo antes de su entrada en vigor.

Con esta norma, el Parlamento Vasco pretende actualizar una ley del año 1983 que recogía algunas incompatibilidades por el ejercicio de funciones públicas en la comunidad autónoma.

Según han asegurado desde el Parlamento Vasco a ECA, con la nueva ley pretenden conseguir una mayor transparencia y control. Además, explican, es pionera en la medida que se dedica exclusivamente al cargo público.

La ley va dirigida, además de al lehendakari y demás miembros del gobierno, a todos aquellos altos cargos de la comunidad autónoma del País Vasco, personal directivo y todas aquellas personas que desempeñen funciones asimilables a estas por su alto interés para el sector público.

En principio, se prohíbe el ejercicio de cualquier otra actividad que el cargo público que se ostenta. Sin embargo, ya en la propia ley se recogen excepciones: publicación literaria y artística, gestión del patrimonio familiar, actividades sin ánimo de lucro... todo ello sin que suponga un perjuicio para el interés público.

En los casos en los que la situación exija que una misma persona ejerza más de un cargo público, no podrá percibir más de una retribución.

Para ponerle freno a la puerta giratoria, se prohíbe a los cargos públicos trabajar para cualquier empresa privada con la que hayan tenido contacto directo durante el ejercicio de sus funciones durante los dos años siguientes al cese.

Declaración de actividades desde dos años antes al comienzo de la función pública

Respecto al tema del control de las actividades financieras de los cargos públicos, la nueva ley del Parlamento Vasco supondrá un gran aumento del control.

Se obliga a que los cargos públicos objeto de esta ley declaren las actividades que hubieran realizado desde dos años antes al comienzo de su servicio.

Además del control natural que se ejercerá durante el ejercicio de su cargo, deberán efectuar una declaración de las actividades privadas que vayan a realizar en los dos años siguientes al cese.

Si se demuestra la falta de transparencia, será obligatorio dimitir

En el texto legal se regulan también las posibles sanciones que recaerán sobre los cargos públicos que incumplan alguno de los artículos.

En el Capítulo II se exigen los principios de transparencia, honestidad, integridad y buena fe. El incumplimiento de alguno de estos valores morales supondrá una infracción muy grave, que obligaría al cargo público a dimitir.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·