Lunes 18/12/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Asturias

Otro problema legal para Rodrigo Rato: el Ayuntamiento de Gijón le da dos meses para solucionar las “irregularidades urbanísticas” de su chalet en Cabueñes

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Vuelta de Rodrigo Rato a los Juzgados. Después de declarar por su gestión en Bankia, el ex ministro se ha visto obligado a acudir a la Justicia para resolver el contencioso que tiene con el Ayuntamiento de Gijón. La concejalía de Urbanismo le ha dado dos meses para que desmantele el tejado de cobre del chalet que posee en Cabueñes.

Rodrigo Rato, presidente de Bankia hasta mayo de 2012, siempre ha tenido una relación especial con Asturias. Pese a ser nacido en Madrid, el vínculo familiar de Rato con esta región hace que la visite a menudo. Llegó a ser nombrado hijo predilecto de Gijón el verano de 2011. Antes, en agosto de 2010, empezó a construirse una casa en los alrededores de la ciudad que se ha convertido en una fuente de problemas.

La pelea de Rodrigo Rato con el consistorio gijonés empezó a mediados de 2011 por “irregularidades” en la licencia de construcción de ese chalet, según indican fuentes del ayuntamiento a El Confidencial Autonómico. El problema reside en el tejado de esta vivienda: tenía permiso para hacerlo de teja y lo revistió con chapas de cobre.

Esa “discrepancia entre el proyecto y la obra final” fue lo que motivó al Ayuntamiento de Gijón a abrir un expediente al ex ministro popular nueve meses después de empezar la obra, en abril de 2011. La tramitación de ese expediente fue una decisión del hoy presidente de Las Cortes del Principado, el socialista Pedro Sanjurjo.

Aunque Rato ha presentado varias alegaciones en el juzgado, todas fueron desestimadas. Según fuentes del consistorio gijonés, en la última resolución emitida en enero no hay propuesta de sanción. El asunto quedaría solucionado si Rato cambiase el tejado de cobre por uno de teja, tal y como recogía la licencia de obras original, y siempre que lo haga en menos de dos meses.

Si Rodrigo Rato continúa manteniendo el cobre en el tejado, esta primavera podría exponerse a una multa que se correspondería con el importe del 20% del presupuesto del proyecto de obra. Además, seguiría obligado a correr con los gastos de cambiar la chapa actual por una de teja.

Cómo es el refugio de Rato

La finca y el chalet son propiedad de Rato, pero estuvieron durante un tiempo a la venta en el portal de una agencia inmobiliaria de la zona.

Su precio de salida era un millón de euros y su comercialización coincidió con la resolución municipal que declaraba “ilegal” el tejado de la vivienda. Los problemas municipales con la cubierta propiciaron que finalmente Rato optase por retirar la oferta.

El unifamiliar tiene 350 metros cuadrados y se levanta dentro de una finca de 1.600 metros. Está ubicada en el Camino de La Pontica, en las cercanías de Gijón, y su fachada es de piedra y madera. La casa tiene seis dormitorios con baño completo, repartidos en dos pisos, y un garaje de gran capacidad.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·