Viernes 20/10/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Cataluña

Defienden una lucha de clases no patriótica

El anarquismo catalán pide a su militancia que se desvincule del nacionalismo

La CNT critica que sus simpatizantes hayan ido “codo con codo” junto a banderas independentistas, ya que consideran que “ningún país, nación o Estado” les hará “libres”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La Confederación Nacional del Trabajo (CNT) en Cataluña ha pedido a su militancia que se desvincule del nacionalismo y que no se manifieste junto a banderas independentistas, ya que consideran que “ningún país, nación o Estado” les hará “libres”.

Manifestación independentista en la Diada de 2017. Manifestación independentista en la Diada de 2017.

La CNT rescata su comunicado ante los nacionalismos lanzado hace años para recalcar que el concepto “nación” ha servido tanto para “englobar” como para “independizarse”, y que “nación” o “patria” son ideas “avasalladoras o emancipadoras” que “pueden ser empleadas en sentidos muy opuestos”.

“Lo que para unos es gallardo patriotismo, para otros es coactivo imperialismo centralista y lo que unos consideran separatismo antipatriótico otros lo tienen como la máxima afirmación de identidad nacional”, afirma la CNT, considerándose “enemiga” del concepto “patria”, excepto cuando se le da el significado que le dio Malatesta: “Mi patria es el mundo”.

La CNT considera “contradictorio” mezclar la “lucha de clases” con las “aspiraciones patrióticas” ya que, en su pretensión de “hacer país”, la “derecha burguesa de siempre” y la “denominada izquierda catalanista” (incluso la que dice ser “antisistema”), se están “dando la mano” para construir un nuevo Estado, el catalán, “dándole a la vez la espalda a quien prefiere seguir en el que ya existe”, el español.

Recalcan que la argumentación nacionalista es “pobre y obcecada”, ya que “sueñan con establecer otro Estado, con su ejército, su policía y sus jefazos, pero con bandera y nombre diferente”. Y, a estas alturas, consideran necesario preguntarse “dónde ha quedado la lucha de clases, si no envuelta en trapos patrioteros”.

Además, la CNT aclara que el hecho de que se opongan a un nuevo Estado no quiere decir que apoyen el ya existente, recordando que “durante la proclamación de la República Catalana de 1934 fue la militancia de CNT la que tuvo que recoger las armas que los patriotas catalanistas tiraban cuando el ejército entró en Barcelona sin casi dificultad”.

La CNT pide volver a los orígenes del anarquismo

Desde la CNT se lamentan de que antes, los anarcosindicalistas “tenían claro que nunca llegarían a ser libres sin tener antes el control de la producción”, mientras que ahora, “parte de quienes así se autoproclaman lo han olvidado”, propiciando que la clase trabajadora “languidezca, adoptando los mismos planteamientos de los sindicatos institucionalizados” y, junto con un amplio sector de la ciudadanía, “se dejan arrastrar” por lo que le “dictan” los “medios de intoxicación” en función de sus “intereses”.

Pero creen que los anarquistas tampoco se pueden “quedar al margen del proceso social y político en curso” pues, a su entender, esto significa una “adhesión acrítica” a planteamientos que “nada tienen que ver” con la “emancipación de los trabajadores”, por la “simple voluntad irreflexiva” de “hacer algo”. Por lo que creen que “se debe valorar y sopesar” en qué iniciativas concretas se participa y “por qué”, sin caer en el “movimiento por el movimiento”.

La CNT en Cataluña resalta que siempre estarán “por la lucha de clases”, pero “nunca con la lucha entre trabajadores” por unos “motivos patrióticos que sólo benefician a los gobernantes deseosos de tapar sus tufos y continuar con sus privilegios”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·