Viernes 23/02/2018. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Comunidad Valenciana

Empresarios valencianos contactan con dirigentes de PP y PSPV para que lleguen a un gobierno de concentración en 2015

Comunidad Valenciana

Han trasladado a los socialistas su temor a que un tripartito de izquierdas en la Comunidad ahuyente a los inversores

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los movimientos para promover un gobierno de coalición entre el PP y el PSOE no se limitan a las presiones de los presidentes de las grandes compañías para que los dos grandes partidos pacten en las Cortes Generales. También empresarios de la Comunidad Valenciana están ya contactando con dirigentes populares y socialistas para que lleguen a un acuerdo tras las elecciones autonómicas de 2015.

El líder del PSPV, Ximo Puig, saluda a Alberto Fabra, presidente de la Generalitat Valenciana. El líder del PSPV, Ximo Puig, saluda a Alberto Fabra, presidente de la Generalitat Valenciana.

El Confidencial Digital ya reveló que la idea que lanzó Felipe González de que, si fuera necesario para la gobernabilidad de España, el partido Popular y el Partido Socialista Obrero Español deberían a un acuerdo tras las próximas elecciones no era una propuesta del ex presidente: detrás estaban los grandes empresarios, como Botín, Alierta, Fainé y Cebrián.

En la Comunidad Valenciana, en los últimos meses también se han oído propuestas similares. El presidente Alberto Fabra dejó caer en la Fundación Conexus, un foro de empresarios, que un acuerdo entre populares y socialistas sería una alternativa viable al “tripartito” que se estaba perfilando entre PSPV, Compromís y Esquerra Unida si el PP perdía la mayoría absoluta, como indican las encuestas.

El ofrecimiento de Fabra sentó mal entre algunos populares valencianos, y Ximo Puig la despreció directamente. Sin embargo, cuando el líder socialista acudió al mismo foro, los empresarios le pidieron que descartara un tripartito de izquierdas.

El tripartito podría espantar a los inversores

El Confidencial Autonómico ha podido saber que, en las últimas semanas, se han producido contactos discretos de empresarios valencianos con dirigentes populares y socialistas. En estas conversaciones privadas, los empresarios les han trasladado -no es nombre de ninguna patronal, sino de forma personal- a ambos partidos la idea de que, si las elecciones autonómicas de mayo de 2015 no arrojan una mayoría clara estable para ninguno de los partidos, se unan para gobernar la Comunidad Valenciana.

Muchos empresarios consultados por ECA están convencidos de que sería perjudicial para el desarrollo económico de la Comunidad Valenciana un gobierno tripartito: los apoyos de Compromís y Esquerra Unida al catalanismo, la opción republicana y ahora el radicalismo de Podemos, las tensiones con el gobierno de Madrid y las desavenencias de estos partidos con el propio PSPV son los argumentos que esgrimen estos agentes económicos y sociales.

Los empresarios valencianos lo tienen claro: “Y más en la actual situación de estar saliendo de la crisis, hace falta una estabilidad política en la Comunidad Valenciana, y los dos partidos que tienen visión de Estado son el PP y el PSOE, por lo que conviene que estén preparados para pactar un gobierno según sean los resultados en las elecciones autonómicas de 2015”.

“Tienen –PP y PSOE- experiencia de gobierno, y no es momento de experimentos políticos en el gobierno de la Comunidad”, afirma un empresario, que puntualiza: “PP y PSOE han mostrado en el debate de la abdicación del Rey que, en cuestiones importantes, tienen visión de Estado y pueden ponerse de acuerdo”.

“La política de los partidos políticos de izquierdas valencianos –afirma otro directivo de una compañía- no ofrece garantías de fiabilidad y estabilidad, pues se contradicen entre ellos y eso genera dudas en inversores extranjeros y en grandes grupos empresariales españoles”.

Para los empresarios, “basta ver lo que está sucediendo en Cataluña ante la ola separatista: la inestabilidad genera indecisión o incluso retirada de sedes empresariales, y hasta ahora no ha habido conflictos de entidad sobre su relación con el Estado español, pero las posturas de Podemos, Compromís y Esquerra Unida asustan a los empresarios”.

La irrupción de Podemos altera los esquemas en la oposición

El PP valenciano sólo tiene un mensaje público: que ganará las elecciones. Sin embargo, salvo la reciente apuesta del expresidente Francisco Camps de que el PP obtendrá la mayoría absoluta en las elecciones autonómicas de 2015, nadie – dentro y fuera del partido de Fabra- contempla que pueda obtener mayoría absoluta, aunque se piensa que en estos meses los populares pueden recuperar un poco la intención de voto.

Por su parte, en el PSPV se sigue trabajando en un gobierno de izquierdas, con Compromís y Esquerra Unida. Sin embargo, reconocen que se han visto “sorprendidos por los resultados de Podemos en la Comunidad Valenciana – ha sido la quinta fuerza más votada el 25-M, por delante de Compromís- y el panorama es más incierto todavía”, señala un cargo socialista a El Confidencial Autonómico.

En Podemos existe un fin claro: evitar que el PP siga gobernando e impedir que el PSPV alcance el poder. Quieren acabar con los dos partidos que han gobernado en la Comunidad Valenciana. Tanto desde Podemos como desde Compromís y Esquerra Unida, existen contactos para llegar a posibles coaliciones electorales o postelectorales, según ha sabido este digital.

Resultaron fallidos los intentos de presentarse Compromís y Podemos conjuntamente en las elecciones del pasado 25-M, pero ahora el panorama es muy distinto, a la vista de los votos obtenidos por Podemos. También desde Esquerra Unida hay interés por llegar a acuerdos con Podemos, partido con el que ahora todos los partidos de izquierdas quieren “hablar”, también con el fin de evitar fugas de votos al partido “sorpresa” de las elecciones europeas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·