Lunes 16/07/2018. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Comunidad Valenciana

El Gobierno autonómico invoca que no hay resolución firme del Supremo

El PP valenciano avisa al conseller de Educación que puede ser condenado por “ahogar” la escuela concertada

Tras varias sentencias que obligan a restituir los conciertos, le acusa de “maltrato continuo a estos centros de la Comunidad Valenciana, contra la ley y los tribunales”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Como ha afirmado a El Confidencial Autonómico Beatriz Gascó, diputada del PP en las Cortes Valencianas y portavoz de Educación, “el conseller Marzà sigue actuando contra los centros concertados, saltándose leyes y sentencias, y está abocado a indemnizar a los centros por daños y perjuicios o prepararse para ser condenado por prevaricación porque los centros o las familias le denuncien, amparándose que la Generalitat ha presentado recurso ante el Tribunal Supremo”.


Vicent Marzà. Vicent Marzà. ReligionConfidencial

Gascó destaca la “permanente huida hacia adelante, con normas que van sustituyendo a otras anuladas por los tribunales pero que conservan el sectarismo y el adoctrinamiento – en referencia a la Ley de Plurilingüismo que se va a aplicar ya en el curso 2018/19, tras haber tumbado los tribunales el decreto y el decreto-ley de 2017 -, y es una auténtica vergüenza que niegue a los centros el concierto que les suprimió sin estar justificado y mantenga el cierre pese a las sentencias, justificándose en que mientras presenta recursos no hay que cumplir las sentencias”.

“Daño irreparable a las familias”

“El daño que está suponiendo a las familias es irreparable: familias obligadas a modificar sus planes para sus hijos, alumnos que no han sido capaces de adaptarse a los nuevos centros llegando al extremo de repetir curso, centros educativos endeudados para mantener la oferta que pretendía suprimir, incertidumbre y un largo etcétera”, afirma la diputada del PP.

Gascó subraya que “dicho por los tribunales, son conciertos arrebatados sin justificación, sólo fruto de una política educativa sectaria, radical  y catalanista, por lo que debe devolver los conciertos”.

La diputada ha recordado que “los centros concertados están blindados por ley, un derecho reconocido en la Constitución como es la libre elección de las familias, pero que el Consell de Puig no respeta, molesta a los socialistas y a Compromís porque es un ideario que no pueden controlar, quieren un modelo de escuela único.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·