Jueves 23/11/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Comunidad Valenciana

El gobierno de izquierdas, en peligro

El PSOE valenciano contacta con Ciudadanos para sustituir a Compromís después de las generales

Comunidad Valenciana

Los socialistas temen que si el 20-D Mónica Oltra, aliada con Podemos, consigue un buen resultado intente de nuevo ser presidenta de la Generalitat

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Mientras Compromís acaba de cerrar la fórmula para concurrir a las elecciones generales con Podemos, el PSPV se acerca a Ciudadanas para poder seguir gobernando en caso de Mónica Oltra aspire a ser presidenta de la Comunidad Valenciana. 


Ximo Puig, en el Comité Nacional del PSPV-PSOE Ximo Puig, en el Comité Nacional del PSPV-PSOE

Los socialistas somos conscientes de que Mónica Oltra intentó en un primer asalto ser presidenta de la Generalitat, pero que lo volverá a intentar en un segundo asalto tras las elecciones generales”, afirma un destacado líder socialista valenciano a El Confidencial Autonómico.

La baza de la líder de Compromís, Mónica Oltra, es concurrir junto con Podemos en las próximas elecciones generales, y superar con claridad los votos que obtenga el PSPV, el partido socialista valenciano, aunque el ámbito autonómico y nacional sean diversos.

Conscientes de las repercusiones que puede tener el 20-D en el ámbito autonómico – “e incluso municipal, en ciudades importantes como Valencia”, apuntan las mencionadas fuentes, “no vamos a quedarnos de brazos cruzados”, aseguran.

En concreto, según ha sabido este digital, los socialistas valencianos han entrado en contacto con Ciudadanos, por si tras las elecciones generales les conviene un nuevo pacto de gobierno, desligándose de Compromís y Podemos, y uniéndose a la formación de Albert Rivera.

El Bloc abre la puerta a una “agrupación de izquierdas”

El principal obstáculo hasta ahora para el proyecto de Oltra era que el partido político más grande de su coalición se oponía a ir “junto con un partido estatal y diluir la identidad valenciana de Compromís”. Los militantes del Bloc se opusieron a presentarse con Podemos, con un dos tercios de los votos.

Sin embargo, el pasado sábado el Consell Nacional del Bloc aprobó – 94 votos a favor, 10 en contra y 1 abstención – una candidatura de amplio espectro sin exclusiones, “de izquierdas, ecologistas, valencianistas y de progreso”, que permitiría una candidatura que incluyera Compromís, Podemos, Izquierda Unida y Esquerra Republicana de Cataluña.

Como señala a ECA un líder del Bloc, “es una fórmula que respeta a la militancia del Bloc, ya que no habría siglas de ningún partido, y todos deberían renunciar a su marca aunque sí la representen dentro de la candidatura de unidad”, que según parece ha satisfecho al líder de Podemos en la Comunidad Valenciana, Antonio Montiel.

Esta fórmula “imaginativa y moderna”, como la califica un líder del Bloc, deberá “ser especificada en una reunión de la ejecutiva de Compromís en los próximos días”.

El líder nacional de Podemos, Pablo Iglesias, apoyó públicamente que la presidenta de la Generalitat Valenciana fuera Mónica Oltra, y no el socialista Ximo Puig, invocando los pobres resultados obtenidos en tierras valencianas por parte del PSPV y el notable ascenso de Compromís.

Como señalan fuentes cercanas a Mónica Oltra, “es posible que Podemos tenga un descenso en las generales, pero contamos con el auge de Compromís y la suma de otros partidos que han quedado fuera de las Cortes Valencianas, como Izquierda Unida y Esquerra Republicana de Cataluña, y aspiramos a superar con claridad l PSPV, que es posible que siga cayendo en votos.

En las Cortes Valencianas actuales el PP tiene 31 diputados, los socialistas 23, Compromís 19, Podemos 13 y Ciudadanos con 13.

Los socialistas se acercan a Ciudadanos

El difícil tripartito valenciano – o bipartito, pues gobiernan socialistas y Compromís, con el apoyo de Podemos – puede “saltar por los aires” muy pronto, antes de los 2 años, como pronosticó la presidenta del PP valenciano, Isabel Bonig.

Puede saltar por los aires no sólo por las pretensiones de Oltra, sino porque los socialistas “estén hartos del radicalismo y tensiones que se vienen generando con el actual tripartito”, como señala uno de sus líderes a este diario. Además no descartan llegar a un acuerdo de gobierno autonómico con el partido de Albert Rivera. “Tal vez como parte de un acuerdo de ámbito nacional entre PSOE y Ciudadanos, con repercusiones en algunos gobiernos autonómicos, como podría ser el caso valenciano”, señala un líder socialista.

Desde fuentes socialistas señalan que la “voz de alarma” ha sido la propuesta de Podemos de solicitar el pasado jueves a que el Consell solicitara al Ministerio de Economía que suspendiera las negociaciones del TTIP, el Acuerdo Transatlántico de Comercio e Inversión, que fue rechazada por socialistas, PP y Ciudadanos, y sólo apoyada por Compromís.

Como destaca un líder socialista consultado por “somos un partido que podemos gobernar en minoría con Ciudadanos, un partido que sigue creciendo y con el que ya hay experiencia – refiriéndose a Andalucía – de que podemos gobernar juntos”.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·