Martes 17/10/2017. Actualizado 10:43h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Andalucía

“Para quejarse de las colas, llame al Ministerio de Asuntos Exteriores”. Gibraltar elude responsabilidades en los atascos en la frontera y anima a pedir explicaciones a España

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Desde hace aproximadamente un mes, varios carteles alertan a quienes transitan los accesos a Gibraltar de que pueden elevar sus quejas por los embotellamientos al Ministerio de Asuntos Exteriores de España o a la Comisión Europea. En esos letreros, las autoridades gibraltareñas se exculpan ante cualquier retraso en las colas para entrar y salir del Peñón y aportan los números de teléfono para que los conductores puedan denunciar los tiempos de espera al Gobierno español.

“Si usted se siente agraviado por la forma en que está siendo tratado por el Gobierno español, entonces debe quejarse”. Esta frase aparece en varios carteles, escritos en inglés, castellano y francés, situados a lo largo de la verja que delimita los accesos a Gibraltar. Según ha confirmado Oficina de Información Diplomática a El Confidencial Autonómico, esos letreros “ni son creación nuestra, ni tenemos nada que ver”.

Los atascos para entrar y salir de la colonia británica han sido objeto de polémica en los últimos meses. De hecho, el ministro principal de Gibraltar, Fabián Picardo, declaró recientemente que “cuando hay pelea entre el Gobierno de Gibraltar y el de España por lo más mínimo, la cola es de cuatro, cinco o seis horas”.

Con estos letreros, que según comentan los lugareños llevan al menos un mes en la zona, el Ejecutivo gibraltareño quiere reforzar la idea de que los embotellamientos son “provocados por España”.

Los murales incluyen frases como “estos retrasos no tienen nada que ver con el Gobierno de Gibraltar”, y aluden explícitamente a unas supuestas “razones políticas” que usa el Ejecutivo español “para ejercer presión sobre Gibraltar y sus habitantes”.

Los controles españoles para entrar y salir

Fabián Picardo ha asegurado esta semana que en Gibraltar “se está sometiendo al ciudadano de a pie a un control fuera de toda normalidad”. Sin embargo, las fuentes diplomáticas consultadas por este confidencial insisten en que “los controles que se hacen son necesarios y rutinarios”.

Esto es así “entre otras cosas porque no están dentro del tratado de Schengen”, indican. Ese texto garantiza el libre movimiento de mercancías y personas entre los estados miembros de la Unión Europea.

Desde la Oficina de Información Diplomática española confirmaban que los carteles están situados en el lado inglés y que no habían sido consultados sobre la inclusión de un contacto con el Ministerio de Asuntos Exteriores en el texto. “No sabíamos nada ni tenemos nada que ver”, insisten.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·