Miércoles 21/02/2018. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Baleares

Informe del Círculo de Economía insular

Empresarios de Mallorca piden reducir la aportación de Baleares a la financiación autonómica

Baleares

Proponen que País Vasco y Navarra paguen más y que las transferencias a regiones con menor renta sólo vayan a educación, sanidad y servicios sociales

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Ante la convocatoria de las elecciones autonómicas para el 24 de mayo el Círculo de Economía de Mallorca ha elaborado un documento con el que pretenden dar ideas a las instituciones para llevar a cabo reformas en el sistema democrático y también en la economía de Baleares.

José Ramón Bauzá y Cristóbal Montoro. José Ramón Bauzá y Cristóbal Montoro.

El Confidencial Autonómico ha podido consultar estas “Propuestas transversales para la mejora de la democracia y del modelo socioeconómico de las Islas Baleares” que han elaborado los empresarios mallorquines.

El informe lo están presentando a distintas instituciones y lo han enviado a los principales partidos políticos que se presentan a los comicios del 24 de mayo al Parlamento de Baleares, con la esperanza de que entre todos pongan en marcha estas medidas que consideran necesarias para el archipiélago.

Además de distintas propuestas económicas, sobre paro, en materia de turismo, de Formación Profesional, de reforma de las administraciones públicas y de servicios sociales, entre otros ámbitos, el Círculo de Economía de Mallorca se extiende en este documento en proponer los cambios que los poderes públicos tendrían que impulsar en el marco de “una reforma urgente del sistema de financiación autonómica” que, según las balanzas fiscales elaboradas por Ángel de la Fuente y otros profesores por encargo del Ministerio de Hacienda, adolece de una excesiva complejidad y de falta de equidad.

La aportación del 5% del PIB, un “agravio comparativo”

La principal reivindicación que, en definitiva, hacen los empresarios de la isla de Mallorca es que Baleares, que junto con Madrid es una de las autonomías que más contribuye al sistema y menos recibe en proporción, reduzca su aportación a la solidaridad interterritorial.

Por ejemplo, el Círculo de Economía señala en el informe consultado por ECA que entre los baleares “existe una percepción generalizada de agravio comparativo” porque las islas aportan al sistema un 5,71% de su PIB, “cuando en Alemania se considera que más de un 2,5% es excesivo” en la transferencia de recursos de los ‘länder’ más ricos a los más pobres.

Además, los empresarios mallorquines piden que se generalice para todas las comunidades el “principio de ordinalidad”: es decir, que “la aportación a la solidad no ha de suponer para el aportador una pérdida de su posición relativa en la financiación per cápita finalmente recibida”.

Este es un principio que según el Círculo de Economía se aplica en los estados federales de nuestro entorno; cabe recordar que está incluido en el Estatuto de Autonomía de Cataluña (lo que provocó polémica), y trata de garantizar que si, por ejemplo, una región es la segunda que mejor renta per cápita tiene, después de hacer su aportación al sistema de solidaridad no retroceda puestos y se vea perjudicada frente a otras comunidades.

Que País Vasco y Navarra aporten más

En el documento consultado por El Confidencial Autonómico esta entidad de Mallorca propone que el sistema de financiación autonómico establezca la “solidaridad finalista como base de la convivencia dentro del Estado español”. Esto consistiría en que las comunidades autónomas “ricas” que transfieran recursos económicos a otra lo hagan para pagar servicios básicos del Estado del Bienestar, como educación, sanidad y servicios sociales, pero no para otros gastos.

Hay que recordar que, por ejemplo desde Cataluña, en no pocas ocasiones se ha cargado contra el sistema de financiación autonómica asegurando que los impuestos que pagaban los catalanes servían para que todos los niños extremeños y andaluces tuvieran un ordenador portátil y otras “leyendas”. En cualquier caso, la propuesta del Círculo de Economía va en esa línea de asegurar que el dinero que se recauda en las regiones más ricas y que se invierte en las comunidades con menos renta se dedique a gastos fundamentales.

Uno de los puntos más polémicos que toca esta propuesta es el de las comunidades forales. Los empresarios de Mallorca piden acabar con los “privilegios”, ya que según los datos que maneja en su informe “la financiación per cápita de las comunidades con régimen foral es casi el doble que el de las comunidades de régimen común”.

Su petición no es acabar con el Concierto Vasco y el Convenio Navarro, ya que considera que son “asumibles”, pero sí propone corregir la forma de cuantificar la aportación que estos territorios hacen al Estado, ya que el cálculo actual es “insolidario y discriminatorio”, ya que a pesar de ser dos de las regiones más ricas, País Vasco y Navarra reciben más de lo que aportan a sistema.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·