Lunes 18/12/2017. Actualizado 01:00h

  • Ir a RSS
·Publicidad·

Navarra

Pintadas con dianas y amenazas al Gobierno y al PP en Navarra. Los concejales de Bildu en Olazagutía ‘tumban’ una moción condenando esos actos alegando “un defecto de forma”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

En los últimos días la presión a la que están sometidos los cargos públicos del Gobierno navarro ha cristalizado en forma de amenazas en los actos institucionales y 'grafitis' frente a domicilios particulares. Según fuentes del PP en Navarra, el Ayuntamiento de Olazagutía, gobernado por Bildu, ha evitado condenar estos hechos en el pleno apelando a la "libertad de expresión".

Barcina, Goicoechea, Sánchez de Muniáin: algún día os saldrá caro”. Este lema apareció escrito en una fachada en Olazagutía (Navarra) el pasado fin de semana. A su lado, había dibujadas varias dianas con las siglas del Partido Popular en el centro.

Según ha podido saber El Confidencial Autonómico, no es la primera vez que la presidenta del Gobierno navarro, Yolanda Barcina, y sus dos vicepresidentes, Lourdes Goicoechea y Juan Luis Sánchez de Muniáin, son el objeto de ataques anónimos de estas características.

De acuerdo con fuentes del PP, el encargado de denunciar las amenazas ha sido concejal en Olazagutía, Óscar Álvarez, en el último pleno.

El edil popular presentó una moción instando al Ayuntamiento a condenar las amenazas y borrar las pintadas. Entonces, los cinco ediles de Bildu abortaron la moción con sus votos alegando un “defecto de forma” que la oposición consideró “inexistente”.

La postura de los ‘abertzales’

La última vez que hubo una declaración pública desde la alcaldía de Olazagutía, ostentada por Gurutze Rodríguez (Bildu), fue a finales de enero.

A través de un comunicado, rechazó las pintadas aparecidas en la casa familiar de la vicepresidenta primera del Gobierno de Navarra, Lourdes Goicoechea, ubicada en esta localidad. A día de hoy, esas pintadas ya han sido borradas.

En aquel texto, la alcaldesa afirmaba que el “malestar” de los vecinos con determinadas actuaciones del Gobierno tenía este tipo de “cauces de respuesta”. Aseguraba que “las movilizaciones que se han realizado” se volverían a producir.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·